Martes, 26 de mayo de 2009
Jucha es un gran aficionado al baloncesto. Desde niño ha jugado, pero su escasa estatura (¡¡¡1.87!!!) no le ha permitido dedicarse a ello profesionalmente... Ejem!!!



Forofo del Estudiantes, sufridor, por lo tanto..., su ídolo es Nacho Azofra, el carismático base que hace un par de años colgó las botas para entrar en el cuerpo técnico del club.

     

              O se cortó la coleta...

También es seguidor de Gongar, al que cariñosamente llama
Mister.



Gongar es, actualmente, segundo entrenador del Melilla, que juega en la LEB Oro, la segunda división del basket, para entendernos...

Gran amigo de Noja, Jucha y yo hemos procurado verle, siempre y cuando hemos podido, ya que inició su carrera en el Pozuelo, luego pasó por Hellín, Guadalajara, Burgos..., y ahora se nos ha ido casi a Africa.

El viernes por la noche se jugaban los playoff en León, contra el equipo local, y allí que nos fuimos, con Jairra.



El Melilla venía con un partido ganado en casa, pero les había costado... No las tenían todas de su parte.



Salen ilusionados, haciendo equipo.

Pero los primeros minutos les cuesta.



No les entra nada.



Y al León todo. Además, el arbitraje peca de caserito.



La arenga del primer entrenador no parece surgir efecto.



Y el tercer tiempo empieza con este descorazonador resultado.

En el descanso los seguidores del León han abandonado sus asientos.



O toman un psicolabis, confiados...



Los seguidores del Melilla, o sea, nosotros tres, tenemos el gesto triste, lo damos, ya, por perdido...



Incluso los jugadores retornan al campo cabizbajos, desmoralizados.



Parece que el León, como el que algún melillense lleva tatuado en un brazo, les está haciendo sufrir.



Nada, la cosa sigue igual...



El Melilla, aunque quedó tercero en liga no consigue remontar.



Ni la presencia de enormes estadounidenses...



Ni la de ex-glorias del Madrid...

Sin embargo, de repente, surge la furia.



Al Melilla le van cuajando las jugadas.



Les entran las bolas y...



Consiguen ponerse por delante, arañando algunos puntos.

A 9 segundos del final se produce el empate,



que no se resuelve a favor de nadie.

Nos vamos a la prórroga.

Gongar se vuelve y nos guiña un ojo: "Más por el mismo precio"

El Melillla empieza la prórroga jugando fuerte, y el León se defiende. Se suceden las faltas personales. Cuestión de táctica.

Dos puntos abajo, uno arriba, tres abajo... Durante algunos minutos el liderazgo se va traspasando del uno al otro.

Y llegamos a 8 segundos del final con otro empate... El pabellón ruge:

"Leoón, Leoón"



Pero una falta personal hace que Ciorciari meta una canasta de tiro libre..., y es la última del partido!!!!



              ¡¡¡Ha ganado el Melillla!!!



Los jugadores se abrazan, emocionados, y Gongar salta la valla que nos separa para disfrutar del momento con nosotros.

Gracias, eres genial, y tu equipo nos las ha hecho pasar canutas un buen rato. Pero ha valido la pena... ¡¡¡Te vemos en Fuenlabrada!!!




Los jugadores del León se retiran, aplaudidos por su público. Lo han hecho muy bien y la afición, en el basket, sabe ser agradecida.

El baloncesto es así... Aunque un equipo haya ido por delante, practicamente todo el partido, unos minutos finales pueden resolverlo a favor del contrario.

También es verdad que el Melilla ha sido mejor equipo durante toda la liga, y eso acaba dando sus frutos.

Como la vida misma...








Tags: Chascarrillos, vericuetos, león, castilla y león

Publicado por talipo @ 1:12  | Chascarrillos
Comentarios (1)  | Enviar
Comentarios
Publicado por conar
Viernes, 29 de mayo de 2009 | 11:18
Eso Gongar, nos vemos todos en Fuenla!!!!